Cuba está comprometida con el desarrollo sostenible, reitera Díaz-Canel

La Habana, 5 jun (ACN) Hoy, Día Mundial del Medio Ambiente, el Presidente de la República Miguel Díaz-Canel Bermúdez , reiteró en su cuenta en Twitter que Cuba está comprometida con el desarrollo sostenible.

El mandatario compartió un trabajo publicado en el periódico Granma que destaca que este 5 de junio la Isla celebra también la fecha inmersa en el combate contra la COVID-19 y, “aunque varios indicadores de la contaminación se han reducido a escala planetaria producto de las cuarentenas en las grandes ciudades, los desafíos medioambientales para la civilización mantienen plena vigencia”.

Frente a uno de los principales riesgos en la actualidad –el cambio climático–, la Mayor de las Antillas dispone de un Plan de Estado de gran alcance y jerarquía para el enfrentamiento de este fenómeno, identificado como Tarea Vida, señala el texto.

Díaz-Canel publicó, además, un pensamiento del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, en el cual expresaba que “…en la humanidad actual hay…, una gran destrucción de recursos naturales. …Todavía no está resuelto ni mucho menos cómo la humanidad va a encontrar fuentes sustitutivas de esa energía, y hoy se destruye el petróleo como antes se destruyeron los bosques”.

Asimismo, Bruno Rodríguez Parrilla, ministro de Relaciones Exteriores, afirmó en Twitter que la protección del Medio Ambiente requiere una respuesta global.

“El tiempo se agota. Actuemos ya. Modifíquense los irracionales e insostenibles patrones de producción y consumo del capitalismo si queremos garantizar la supervivencia de nuestra especie”, añadió.

El Portal Infomed comparte también una nota de Naciones Unidas con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente en la que señala que la variedad de alimentos que comemos, el aire que respiramos, el agua que bebemos y el clima que hace posible nuestra vida en el planeta, no existirían sin los servicios de la naturaleza.

“Por ejemplo, cada año, las plantas marinas producen más de la mitad del oxígeno de nuestra atmósfera, y un árbol es capaz de limpiar nuestro aire absorbiendo 22 kilos de dióxido de carbono y liberando oxígeno a cambio.

A pesar de todos los beneficios que nos brinda nuestra naturaleza, todavía la maltratamos. Para cuidar de nosotros mismos, primero debemos cuidar de ella”.

Subraya que en 2020 el tema es la biodiversidad –motivo de preocupación tanto urgente como existencial– y a la importancia de su conservación se dedica la campaña «La hora de la Naturaleza».

Asevera que eventos recientes, como los incendios forestales sin precedentes en Brasil, California y Australia, la invasión de langostas en el Cuerno de África y ahora la pandemia de COVID-19, demuestran la interdependencia de los humanos y las redes de la vida en las cuales habitamos.

“La deforestación, la invasión de hábitats de vida silvestre, la agricultura intensiva y la aceleración del cambio climático han alterado el delicado equilibrio de la naturaleza. Se necesitarían los recursos de 1,6 planetas Tierra para satisfacer la demanda de los humanos cada año. Si continuamos en este camino, la pérdida de biodiversidad tendrá graves consecuencias para la humanidad, incluido el colapso de los sistemas alimentarios y de salud”, argumenta.

Añade que la aparición de la COVID-19 ha puesto en evidencia que cuando se destruye la biodiversidad repercute en el sistema que sustenta la vida humana.

“A nivel mundial, mil millones de personas son contagiadas cada año y millones de ellas mueren debido a las enfermedades causadas por los coronavirus; y alrededor de un 75 por ciento de todas las enfermedades infecciosas emergentes en humanos son zoonóticas, lo que significa que se transmiten de animales a personas. La naturaleza nos está enviando un mensaje”, concluye.

Comparte esto!