Leales a Fidel, a Celia y a la Revolución

el Hospital Clínico Quirúrgico Celia Sánchez Manduley // Foto Marlene Herrera

El 11 de enero es una fecha de especial conmemoración para los granmenses. Ese mismo día pero a la distancia de 37 años, Cuba despidió para siempre a la Flor más autóctona de la Revolución.

Un año después de la muerte de Celia Sánchez Manduley, el líder de la Revolución Cubana, Fidel Castro Ruz, inauguró en Manzanillo el Hospital Clínico Quirúrgico con su nombre para rendirle homenaje a la heroína y dotar a la antigua Región del Guacanayabo de una colosal obra para la atención secundaria de salud.

Desde entonces, médicos, paramédicos, enfermeros, tecnólogos de la salud y personal de apoyo contraen compromisos cada enero con la Revolución a fin de lograr la plena satisfacción de los pacientes y acompañantes, así como mejores estándares en la calidad de vida.

El último calendario vencido, fue intenso para el colectivo del recinto hospitalario que logró sobrepasar el plan de intervenciones quirúrgicas (alrededor de 19 mil) sin llegar a superar su propio récord de 22 mil 22, impuesto en 2015.

En intercambio exclusivo con el Dr. Aníbal Ramos Socarrás, vicedirector de Asistencia Médica del hospital manzanillero, el galeno adelantó a Radio Granma Digital que en 2017 prevén “un incremento en la cirugía de mínimo acceso a punto de partida de consolidar lo que ya hemos hecho y ampliar nuevos servicios, sobre todo, el de otorrino laringología y el de urología”

Dr. Aníbal Ramos Socarrás, vicedirector de Asistencia Médica // Foto Valia Marquínez
Dr. Aníbal Ramos Socarrás, vicedirector de Asistencia Médica // Foto Valia Marquínez

“Paralelamente a la satisfacción de la población estamos desarrollando un programa de complacencia para el propio profesional de la salud que se visualiza en el confort de los cuartos médicos a crecer en 5 más en 2017, la reparación de un bloque de salas desde cuarto y hasta primer piso y trabajamos, aceleradamente en los laboratorios clínicos y de microbiología, dotados de modernos equipamientos”

Alrededor de unos cinco millones de pesos es el monto de la inversión hospitalaria a continuar este año con la inserción de brigadas de trabajadores no estatales dedicadas a la construcción, para agilizar la terminación de las salas 2H, 2D y el laboratorio de microbiología e iniciar el remozamiento del servicio de quemados y rehabilitación física.

Otro reto para los profesionales de batas blancas del hospital manzanillero es la “geriatrización” de las especialidades médicas ante el inminente progreso de la ancianidad en Cuba.

Por otro lado está la preparación de los galenos para enfrentar las enfermedades neoplásicas pues al decir del experimentado cirujano “buena parte de estas patologías aparecen en la senectud. Por tanto el servicio de oncología que también se ha fortalecido da sus pasos en pos garantizar la mejor atención médica al paciente geriátrico y oncológico”

La población granmense aprecia las transformaciones que mejoran la estadía hospitalaria, el tratamiento médico y hasta el estado de ánimo de pacientes y acompañantes, los que no se cohíben ante nuestra llegada para expresar gratitud y los mejores deseos a un colectivo con 36 años al servicio de la salud, el bienestar, la calidad y esperanza de vida de un pueblo. Es esa la mejor muestra de lealtad a Fidel, a Celia y a la Revolución.

Relacionadas:

Deje un comentario

Se el primero y comenta!

avatar
700
wpDiscuz