Cristian fue el afortunado

Foto Eliexer Peláez
Foto Eliexer Peláez

En Cuba hay un refrán popular que versa que…“Nunca es tarde si la dicha llega”, y así es, pues la vida siempre nos da varias sorpresas. En esta oportunidad la dicha llegó para un bebé que reside en la zona rural de La concepción en el consejo popular de Las Novillas.

Hasta su humilde morada campestre llegaron representantes de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC) en Manzanillo, para entregar a sus jóvenes padres Raidel Leyva y Elizabeth Pérez una canastilla por ser el primer manzanillero que nació el pasado 10 de octubre, fecha que celebró el Grito por la independencia en Cuba.

Y es que la dicha con buena suerte fue para Cristian Raidel, porque la canastilla entregada constituyó ser la que los trabajadores del municipio confeccionaron para otorgarla el Primero de Mayo, Día Internacional de los Trabajadores, una iniciativa que se realiza aquí cada año.

Como en esta oportunidad no aconteció ningún nacimiento de algún manzanillero para esa fecha, la dirección de la CTC en el territorio decidió entregarla entonces, al primer bebé que viera la luz en el día que celebráramos el aniversario 150 del inicio de las guerras independentistas cubanas.

Uno de los representantes de la CTC dijo en el momento en que se concentraron los vecinos de La Concepción en la vivienda de la joven pareja progenitores de Cristian, que este bebé ha sido bendecido por la historia. Y es cierto, pues su alumbramiento ocurrió justo a las cinco y 35 de la mañana, horario muy cercano al mismo que en el ingenio La Demajagua se escucharan los campanazos de la libertad, emprendidos por el Padre de la Patria Carlos Manuel de Céspedes, aquel 10 de octubre de 1868 para convocar a sus seguidores a la lucha.

Luego de 150 años quiso la aurora que se escucharan en el Hospital Ginecobstétrico Fe del Valle Ramos, fruto de esa misma Revolución que Céspedes iniciara y que nuestro pueblo lleva adelante, los primeros llantos de este bebé.

Ángel Marrero, secretario del núcleo del Partido Comunista de Cuba (PCC) en la dirección municipal de la CTC dijo en el momento de la entrega de la canastilla que “esta ha sido confeccionada con el aporte de los trabajadores manzanilleros y sus sindicatos, un aporte que se hizo con mucha voluntad”.

Alexober Pérez Olivera, abuelo materno de Cristian expresó que “siente una satisfacción grande porque este es su primer nieto varón, pues ya tengo dos hembras. Estoy feliz porque Cristian nació en una fecha tan significativa para los cubanos y en especial para los manzanilleros”,

A Elizabeth Pérez Figueredo, la sorpresa de esta iniciativa la sorprendió tanto que sólo pudo decir a la redacción digital de Radio Granma que “este es un gesto muy lindo el cual se lo agradezco a todos los manzanilleros, un gesto muy bueno que siempre recordaré”.

Por su parte Mirta Verdecia Pérez, miembro del Comité Municipal de la CTC en Manzanillo dijo que “en realidad este gesto es muy bonito. Cada año nosotros convocamos  a los trabajadores para crear esta canastilla que felizmente la entregamos hoy. Este año se realizó un buen aporte de los obreros locales para esta iniciativa a los cuales felicitamos”.

“Para nosotros es una gran satisfacción venir al barrio, a la casa, compartir con los pobladores de esta comunidad, con el delgado de la circunscripción, con la familia de este momento”, agregó Verdecia Pérez.

La Doctora Rosa Pérez Martínez, especialista en Medicina General Integral (MGI) del consultorio número 12 perteneciente al policlínico número cuatro Luis Enrique de la Paz Reina, expresó que es la “doctora beneficiado con el nacimiento del bebé Aniversario 150 del inicio de las guerras por la independencia en Cuba, me siento orgullosa con este homenaje, ya que logramos traer a este mundo un niño con buen peso al nacer, sano, sin ninguna complicación, y en este momento el bebé se encuentra en buen estado de salud, en fin nos sentimos satisfechos con este nacimiento”.

Allá donde se siente el cantío del gallo en la alborada, donde los hombres y mujeres del campo salen cada amanecer a hacer parir la tierra los frutos para la alimentación de este bebé y los manzanilleros, Cristian Raidel Leyva Pérez recibe el cariño de sus familiares. Sus padres, una pareja de jóvenes tienen otro motivo para su crecimiento espiritual.

Visiblemente emocionados Elizabeth su mamá de sólo 16 años es estudiante de la Escuela Pedagógica Celia Sánchez Manduley y su papá Raidel de 20 años de edad, obrero de la fábrica de calzado Onell Cañete, agradecen este gesto que la CTC realizara a su bebé con el aporte de todos los trabajadores manzanilleros.

Raidel papá de Cristian recibe otros de los algunos objetos entregados en la canastilla // Foto Eliexer Peláez
Raidel papá de Cristian recibe otros de los algunos objetos entregados en la canastilla // Foto Eliexer Peláez
Mirta Verdecia Pérez // Foto Eliexer Peláez
Mirta Verdecia Pérez // Foto Eliexer Peláez
Entrega de parte de la canastilla a Raidel papá de Cristian // Foto Eliexer Peláez
Entrega de parte de la canastilla a Raidel papá de Cristian // Foto Eliexer Peláez
Elizabeth Pérez con su pequeño // Foto Eliexer Peláez
Elizabeth Pérez con su pequeño // Foto Eliexer Peláez
Dra Rosa Pérez Martínez // Foto Eliexer Peláez
Dra Rosa Pérez Martínez // Foto Eliexer Peláez
Ángel Marrero // Foto Eliexer Peláez
Ángel Marrero // Foto Eliexer Peláez