El compromiso de producir la comida al pueblo sella la celebración por el 17 de mayo

Granma 2 será otro polo productivo que tendrá el municipio Manzanillo //Foto cortesía de Vladimir Alcalá Hernández
Granma 2 será otro polo productivo que tendrá el municipio Manzanillo //Foto cortesía de Vladimir Alcalá Hernández

Manzanillo. Mayo 17.- La celebración por el Día del campesinado cubano encuentra este 17 de mayo en Manzanillo el sello del compromiso que tienen los labriegos locales de lograr producir los alimentos que necesitan los manzanilleros para llevar a las mesas de sus hogares.


Esos vitales frutos salen del sacrificio y la voluntad que se le pone en cada una de las hectáreas con que cuentan los polos productivos existentes en este municipio. El ingeniero agrónomo Vladimir Alcalá Hernández, director de la Unidad Empresarial de Base (UEB) Integral Agropecuaria de Manzanillo comparte con nuestra redacción los logros y las nuevas acciones que se realizan aquí con este propósito al crear el naciente polo Granma dos, ubicado en una de las comunidades rurales del municipio.


«Teniendo en cuenta que el territorio no se puede autoabastecer nos hemos dado la tarea de crear bloques productivos para evitar los envíos de los productos agropecuarios de otros lugares, ya que por el nivel de carencia de combustible y otros recursos se nos hace difícil que lleguen en tiempo y forma, así como con la calidad requerida», dijo.

Ing. Vladimir Alcalá Hernández //Foto Eliexer Pelaez Pacheco
Ing. Vladimir Alcalá Hernández //Foto Eliexer Pelaez Pacheco


Cuando comenzó esta iniciativa en Manzanillo se recuperaron importantes tierras que se habían perdido y que tradicionalmente eran muy fértiles, de donde salían importantes niveles de productos cosechados aquí. Así por el ejemplo, el primer bloque rescatado es el que se encuentra «en la comunidad de El Sitio donde contamos con 100 hectáreas, de ellas hoy tenemos 67 en explotación sembradas de plátano burro, y que en la actualidad están en producción, con un rendimiento de siete y ocho toneladas por hectáreas», manifestó Valdimir.


En esta recuperación fue importante el apoyo de los manzanilleros con movilizaciones para ejecutar las siembras, como sucedió también en otro de los bloques restablecido el localizado en el El Caño, «ya este de mayor envergadura donde contamos con 142 hectáreas, de las cuales 88 están sembradas de plátano burro que están en producción, y el resto cosechadas de cultivos cortos en rotación de acuerdo a la época de donde se ven igual los resultados», agregó Alcalá Hernández.


Hoy los miembros de esta UEB no se detienen en el proceso para buscar más vías de producción, por eso ya se encuentran inmersos en la rehabilitación de las tierras de otra área mayor en la comunidad rural de San Francisco que llevará el nombre de Granma dos. «Esta tendrá 250 hectáreas de las cuales ya 45 están desbrozadas de marabú.


En la actualidad nos encontramos en la fase de preparación de tierra que se sembrarán en la campaña de primavera de viandas, hortalizas y granos, y esperemos que los resultados se vean próximamente en la mesa de nuestro pueblo», señaló este ingeniero agrónomo.


Las producciones que se logran en los dos polos productivos en explotación tienen un único destino, «al consumo social y a los mercados del municipio, aunque el mayor aporte es al primero de estos encargos, pues el consumo social del territorio es bastante alto», explicó Vladimir.


Las expectivas crecen ahora con el establecimiento del Granma dos, así lo señala este representante de la agropecuaria local al agregar que es «porque ya nosotros logrando consolidar ese bloque y completar las 250 hectáreas serían considerables las producciones, porque lo vamos a sembrar de plátanos de las variedades vianda y burro, así como yuca, cultivos que hoy tenemos en déficit en el municipio para el autoabastecimiento.
Además tenemos que lograr una caballería de plátanos y yuca cada mil habitantes, y consolidando este polo, el municipio podrá tener más del 60 por ciento de las producciones que necesita, y así se reducirían los envíos a nuestro territorio», manifestó.


Si se mantienen los ritmos de trabajo que en estos momentos existe en el área Granma dos, todos estos resultados se podrán observar, según este especialista, para los principios del mes de enero del próximo año. «Con este propósito trabajamos y seguimos desglosando tierras porque sólo hemos logrado 45 hectáreas y las vamos a sembrar.

En el bloque Granma 2 se desglosa la tierra para sembrar, lo que facilitará la creación de más de 40 puestos laborales que favorecerán a la comunidad rural de San Francisco //Foto cortesía de Vladimir Alcalá Hernández


Estamos recibiendo también el apoyo de especialistas que realizan estudios de proyectos de esas áreas para consolidarlas tecnológicamente para el riego, que es lo que más necesitamos y las fuentes del abasto de agua,que permitan elevar los rendimientos en la época que no sean posible las siembras», dijo Vladimir.


Entonces el compromiso de todos los hombres y las mujeres de esta entidad es vital y se mantendrá hasta ver los resultados. «Este será continuar trabajando, lograr sembrar todas la áreas posibles y alcanzar los cultivos, protegerlos para que no sean afectados por las plagas y enfermedades, para que los rendimientos sean los esperados y haya una mejor oferta en el transcurso del año a la población», dijo el representante.


Lo importante es que «la fuerza de trabajo está motivada, la tarea Ordenamiento ha venido también a favorecernos en la parte estatal, los trabajadores ganan buenos salarios, lo que los impulsan a sembrar para que existan más producciones que nos darán más comida, y pienso que un futuro el pueblo nos lo va a agradecer», expresó Vladimir.


Esta entidad cuenta con una fuerza laboral distribuida en 31 trabajadores en el polo de El Sitio y 43 en El Caño, mientras que en el Granma dos se van a crear más de 40 vínculos laborales lo que favorecerá a la comunidad de San Francisco como otra fuente de empleos. Esta fuerza se apoyará de las movilizaciones de los manzanilleros para todas las producciones.


«Siempre vamos a necesitar de esos refuerzos porque las siembras las vamos a hacer con las movilizaciones para aprovechar las condiciones climáticas que permitan que hayan tierras listas, y con nuestra fuerza habitual mantendremos los cultivos», expuso Alcalá Hernández.


La celebración de este 17 de mayo Día del campesinado cubano bajo condiciones especiales debido a la COVID-19 está signada precisamente de ese compromiso de hacer con la voluntad, el sentido de pertenencia y el esfuerzo de todos. Reciban entonces nuestros mejores deseos los labriegos locales para que logren satisfacer lo primordial para el pueblo que es su alimentación. Sabemos que los productores no faltarán y mantendrán en alto las conquistas de su labor como siempre les pidió Fidel.



Un comentario en “El compromiso de producir la comida al pueblo sella la celebración por el 17 de mayo

  1. yo tengo una duda , como es posible que habran tantas tienda en MLC y las demas vacias , es que acaso piensan q toda la poblacion tiene accesom a esto , por eso hay tantos negocios y con los mismo productos del estado , ahora hay mas revendedores que antes , por ejemplo a mi bodega a inicio de abril le vendieron un paquete d epollo y para de contar los demas dias y meses que comemos , por favor revicen eso y no vean mi comentario como algo malo , si no para analizar gracias

Los comentarios están cerrados.