Expresan manzanilleros vivencias durante el recibimiento de las cenizas del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz en Granma

Saily Cardona Leyva // Foto Eliexer Peláez
Saily Cardona Leyva // Foto Eliexer Peláez

Lágrimas, presión en el pecho y hasta silencio fueron algunas de las emociones que vivieron los manzanilleros momentos después de que la caravana que traslada las cenizas del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, fuera recibida por el primer grupo de hijos de la ciudad del golfo del Guacanayabo en Granma.
Visiblemente emocionada y con lágrimas que brotaban de sus ojos la joven Saily Cardona Leyva dijo que cuando el cortejo pasaba por sintió una emoción fuerte al tenerlo tan cerca aunque sin poder abrazarlo y besarlo.
Otra joven Dailanis Llópiz Martínez, directora de la Dirección Municipal de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) dice que es algo único, de todas las emociones que ha vivido a sus 31 años, nunca ha sido como esta, me emocioné, me ericé, llore, grité, no sabía qué hacer .
Es indescriptible realmente, es una mezcla de dolor y compromiso a la vez, el nombre de Fidel es más que un concepto, más que un ideal, él está en el aire, se respira, esta es la tierra del …aquí no se rinde nadie…, que lo sepa todo el mundo, que aquí no claudica nadie y que Fidel sigue entre nosotros, dice Ivan Zamora joven de 32 años trabajador de la empresa COPEXTEL, gradado en el 2008 de la Universidad de Ciencias Informáticas (UCI) que creó Fidel.
El delegado de circunscripción más joven del municipio, José Capoche de la Rosa dice que como joven cubano y de Manzanillo estaremos siempre en la primera línea de combate para seguir luchando por esos valores que nos legó el Comandante, a quien le debemos las escuelas, hospitales y toda la obra de la Revolución que fue creada en Manzanillo.

Luis Lopez Leyva, jefe del departamento de Educación Física de la Universidad de Ciencias Médicas de Granma // Foto Eliexer Peláez
Luis Lopez Leyva, jefe del departamento de Educación Física de la Universidad de Ciencias Médicas de Granma // Foto Eliexer Peláez

Luis Lopez Leyva, jefe del departamento de Educación Física de la Universidad de Ciencias Médicas de Granma, comparte que es una experiencia significativa e inolvidable por su magnitud, por lo que rendirle tributo al Comandante en Jefe, es una experiencia que queda para toda la vida, para contar y ser ejemplo en lo adelante del legado que nos dejó, pues a esta hora de la noche se nos enfrió el alma cuando pasó y se nos enmudecieron las palabras, al Comandante le debemos todo lo que somos hoy por su esfuerzo.
Yordani Fonseca León, dice que gracias a Fidel tenemos a la Revolución, tenemos todo lo que hemos logrado, la emoción ha sido muy fuerte en este momento extraordinario, y reafirma una vez más que todos somos Fidel y aquí cada uno de nosotros sabrá seguir sus ideas y que Cuba será invencible, seguiremos avanzando para un mundo mejor como él siempre lo quiso.
Tamara Santiesteban Lebrigio jefa del departamento de inversiones en la dirección de planificación física confiesa que lo único que pude decir en ese momento fue hasta siempre Comandante,
Realmente estoy emocionado en este momento histórico, y los trabajadores de la salud ahora tienen que seguir adelante bajo los principios de esta Revolución y de nuestro socialismo, reflexiona así el Doctor Pedro Cruz González, director del hospital ginecobstétrico Fe del Valle.
Ramona Naranjo Roselló, presidenta del Consejo Popular Caymari emocionada expresa: estuve cerca de mi Comandante, a él debemos agradecer todo esto que ha hecho por nosotros, seguir su ejemplo, continuar luchando para que se mantenga la Revolución como siempre quiso, tenerlo presente porque vive en todos nosotros, él es nuestro Comandante eterno.
El campesino Pedro Bring Coello, Presidente de la Cooperativa de Créditos y Servicios (CSS) Frank País afirma que compartió el dolor de todos, yo no le di el último adiós, le dije hasta luego Comandante, porque él siempre va estar con nosotros, en sus obras, en sus enseñanzas. Fidel para mí y los campesinos manzanilleros, no está muerto y ahora vamos a luchar más para dedicarle nuestro honor trabajando en el surco. El hermano del combatiente Carlos Coello, el Tuma, quien cayera junto a Ernesto Guevara en Bolivia, y compañero de lucha del Ché agrega que la llegada de las cenizas de Fidel a la provincia coincide con el aniversario 60 del desembarco de los expedicionarios del yate Granma y el mismo día del aniversario 76 del nacimiento en la finca la Caridad de Manzanillo de Carlos Coello.

Vladimir Alcalá Hernández // Foto Eliexer Peláez
Vladimir Alcalá Hernández // Foto Eliexer Peláez

Otro campesino Vladimir Alcalá Hernández, de la granja estatal número 8 de la empresa agropecuario Desembarco del Granma, desde su juventud se compromete que en lo adelante hay que pensar en él y hacer las cosas mejor como siempre nos enseñó.
Valia Marquínez Sam, joven multilaureada del telecentro Golfovisión dice que ha sido una experiencia única e irrepetible, nunca más vamos a tener la posibilidad de estar tan cerca del Comandante como lo tuvimos, aunque yo en otros momentos de mi vida he tenido la suerte, e incluso lo puedo decir porque mi mamá me dijo que Fidel me bautizó una vez cuando estuvo de visita en Manzanillo un 25 de mayo cuando el territorio fue sacudido por un sismo, pero esta oportunidad fue mucho más emocionante que las veces anteriores, y a pesar de las condiciones que teníamos sin luces suficientes para grabar ese momento con mi cámara insistí y logré captar ese momento, creo que con el instinto de ser fidelista, martiana, comunista, revolucionaria fue la que me guió donde iban las cenizas de mi Comandante, un acontecimiento que gracias a la tecnología podre compartir con muchos manzanilleros, con mis colegas del telecentro Golfovisión y con mis hijos el día que los tenga.
Roció Naranjo, reflexiona que esto nos tiene que convertir todos los días en mejores cubanos, en mejores trabajadores, obreros, estudiantes, porque las conquistas son la que hay que defender bajo cualquier circunstancia y si fuera preciso con nuestra propia sangre.

Wilfredo Pachy Naranjo, director de la orquesta Original de Manzanillo, junto a su esposa // Foto Eliexer Peláez
Wilfredo Pachy Naranjo, director de la orquesta Original de Manzanillo, junto a su esposa // Foto Eliexer Peláez

Para el maestro Wilfredo Pachy Naranjo, director de la orquesta Original de Manzanillo este momento fue imborrable en la memoria, en primer lugar estar allí al recibir sus cenizas en la provincia es algo único en nuestras vidas, algo que fue muy rápido, porque hubiéramos querido estar un poco más tiempo en él, pero los manzanilleros estuvimos presentes en ese momento, le dedicamos todos nuestro corazón, nuestro cariño y le pido que siga iluminando como el sol que es, que siga dándonos su calor y que siga eternamente siendo quien es Fidel.