Inauguran empresa de productos de aseo personal y para el hogar en la ZED Mariel

Foto: Estudios Revolución

Una nueva empresa dedicada a elaborar productos de aseo personal y para el hogar, de marcas como Rexona, Omo, Close Up, Sedal y Lux, se inauguró este lunes en la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM), con la participación del miembro del Buró Político y primer ministro, Manuel Marrero Cruz, en el marco de la edición 38 de la Feria Internacional de La Habana. 

La ejecución resulta estratégica dentro del programa inversionista en la Mayor de las Antillas, aseguró la directora general de la Oficina de la Zona, Ana Teresa Igarza Martínez.

Durante la inauguración, precisó que Unilever Suchel, con una extensión de 40 000 metros cuadrados, proporciona oportunidades de empleo para unas 300 personas, principalmente de la occidental provincia de Artemisa.

“Esta planta, que incorpora altos estándares tecnológicos y medioambientales, contribuirá al fortalecimiento de la industria nacional y a su sostenibilidad, y abre nuevas oportunidades para la articulación con empresas locales, las cuales tendrán la posibilidad de insertarse gradualmente en las cadenas de suministros,” añadió Igarza Martínez. 

En sus declaraciones, señaló que la inauguración de Unilever Suchel se suma a la de otras empresas que, en el transcurso del presente año, concluyeron su proceso inversionista o consolidaron su presencia en la nación, lo que constituye una muestra inequívoca de la confianza que han depositado en la Zona Especial y en la política del Gobierno cubano hacia la inversión extranjera. 

“Tengan la seguridad de que continuaremos trabajando para reforzar ese compromiso”, aseveró Ana Teresa Igarza. 

Como resultado de una alianza entre Unilever y la compañía cubana Nexus surge esta empresa mixta, que contribuirá a satisfacer las necesidades del mercado nacional y a sustituir importaciones. Un reto y un compromiso de sostenibilidad para la parte extranjera, dijo Ignacio Segares, director General de Unilever Caribe y Centroamérica. 

Ante los invitados, resumió cuánto representa ver a Cuba desarrollar proyectos de grandes dimensiones e impacto como Unilever Suchel, además del orgullo que, a su juicio, significa ser parte de ello. 

Ignacio Segares agradeció el apoyo recibido por las autoridades cubanas y la posibilidad de aportar al pueblo, bajo la premisa de que la sostenibilidad sea eslabón cotidiano en la fábrica. 

Destacó, además, el compromiso con el crecimiento y la satisfacción del mercado nacional, al tiempo que afirmó: “Apostamos porque nuestra vieja relación de amistad y cercanía se convierta en una larga historia de prosperidad y desarrollo para el país”.

Comprometida con un impacto ambiental y social positivo y como parte de la política de sostenibilidad de la empresa, la instalación Unilever Suchel  incorpora una planta de tratamiento de residuales líquidos, la cual permitirá que parte de este recurso sea reutilizado para riego y limpieza. 

En el camino de proteger el entorno y minimizar el impacto del cambio climático, posee también un sistema de generación de vapor de alta eficiencia para reducir las emisiones de CO2.

Acompañaron al Primer Ministro cubano, el titular de Industrias, Eloy Álvarez Martínez, y la viceministra primera de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Ana Teresita González Fraga.