Por mayor producción láctea en Manzanillo

Las producciones se diversifican con la elaboración del suero  saborizado // Foto Marlene Herrera
Las producciones se diversifican con la elaboración del suero saborizado // Foto Marlene Herrera

Manzanillo. Marzo. 27.- La Unidad Empresarial de Base (UEB) Lácteos de esta urbe costera, fue sometida recientemente a una reparación capital de sus medios de producción lo que permite una mayor fabricación  de leches y sus derivados.

La industria láctea manzanillera cuanta en su planta de yogur de soya  con capacidad de extracción de 20 mil litros de leche de soya diarios, para la elaboración de unas 26 mil 500 bolsas de yogur de 917 gramos, en una jornada de trabajo.

Debido a la inestabilidad con la materia prima la producción mengua. “Actualmente solo se están produciendo cuatro  masas que representan unos 16 mil 688 litros equivalentes a  unas 21 mil 200 bolsa destinadas a la  merienda escolar y la venta a la población”, comenta José Ángel Pérez Fonseca, subdirector económico de la UEB.

En esta industria se extrae leche de soya para la fabricación del producto lacteo en esta localidad y el municipio de Media Luna, demarcación que se favorece además  con unos  5 mil 300 litros  de yogur de soya diarios.

José Ángel Pérez Fonseca, subdirector económico de la UEB // Foto Marlene Herrera
José Ángel Pérez Fonseca, subdirector económico de la UEB // Foto Marlene Herrera

“De la producción total del derivado lácteo,  solo unas 15 mil 900 bolsas  se distribuyen para esta ciudad, aprovechando  la capacidad de producción en  un 85 a 90 por ciento, cuando se muele estable sin interrupción, debemos entregar unas  95,3 toneladas mensuales y se entregan unas 110 toneladas”, puntualiza el dirigente.

La fabricación de yogur natural es otra de las líneas de producción en esta unidad  láctea, produciendo sin dificultad unas 26 toneladas mensuales. “Con este producto se cumplen  todos los compromisos, no tenemos problema con la entrada de la materia prima para este elaborado, que es la leche fresca de vaca, tenemos el plan del encargo estatal sobrecumplido,  además la leche en polvo  para los organismos se ha limitado,  por tanto la que estamos entregando por  asignación  a los centros educacionales y de salud es fresca de vaca”, puntualiza.

“A pesar de las adecuaciones que recientemente tuvimos aún queda mucho por hacer, tenemos equipos muy viejos trabajando todavía, en el mundo existen, pero por las situaciones y limitaciones que el bloqueo económico y comercial impuesto por el gobierno de los Estados Unidos hacia nuestro país, se  imposibilita la adquisición de un  equipamiento moderno”.

El montaje de una segunda máquina ensobradora de yogurt en esa entidad hace más eficiente el proceso productivo y se logra una mayor inocuidad de ese alimento // Foto Marlene Herrera
El montaje de una segunda máquina ensobradora de yogurt en esa entidad hace más eficiente el proceso productivo y se logra una mayor inocuidad de ese alimento // Foto Marlene Herrera

El dirigente productivo destacó también que el montaje de una segunda máquina ensobradora de yogurt en esa entidad hace más eficiente el proceso productivo y se logra una mayor inocuidad de ese alimento. “Instalamos este   moderno equipo  que optimiza el trabajo, anteriormente una masa de producto demoraba tres horas el ensobrado y ahora en una hora aproximadamente se logra completarlo, esta tiene una capacidad de 5400 bolsas por hora”.

Las producciones se diversifican con la elaboración del suero  saborizado, produciendo  alrededor de tres toneladas mensuales  para la venta  a la población en las en la red de tiendas de comercios y mercados ideales, “este producto cuneta con el 50 por ciento de las proteínas de la leche y ha tenido muy buena acogida por los consumidores, debido al elevado valor nutricional que presenta  y su bajo costo monetario”,  concluye el empresario.