Ajusta producciones planta refinadora de aceite en Santiago de Cuba

Empresa Refinadora de Aceite (Erasol) Foto: Archivo de Sierra Maestra
Empresa Refinadora de Aceite (Erasol) Foto: Archivo de Sierra Maestra

Aquejada al comenzar el año de desperfectos técnicos en algunas de sus líneas tecnológicas, la Empresa Refinadora de Aceite (Erasol), de Santiago de Cuba, ajustó sus producciones con el concurso y la búsqueda de alternativas del colectivo obrero, encabezado por el movimiento de innovadores del centro.

Según publica el semanario Sierra Maestra, de esa provincia, los trabajos se centraron, como primera prioridad, en la reparación de los equipos de soplado para llenar los envases de un litro, además de otras acciones que garantizan el funcionamiento de esa línea y del resto de los procesos.
Ricardo Lores, director de Erasol, informó a ese medio de prensa que hasta el venidero mes de junio está asegurada la distribución a granel, destinada a cubrir la canasta básica familiar y el consumo social de las provincias de Santiago de Cuba, Guantánamo, Granma, Holguín y Las Tunas.

El directivo aclaró que el aceite de las tres plantas del país (La Habana, Camagüey y Santiago de Cuba) se comercializa bajo la marca El Cocinero, pues son los envases que existen a falta de materia prima del exterior por el bloqueo económico, financiero y comercial de Estados Unidos contra el pueblo cubano.

Rubén Ramos, jefe de producción del centro, explicó que se habilitó una máquina que dosifica el aceite en recipientes plásticos de varios formatos, además de disponer de las bolsas flexibles de medio litro, actualmente en el mercado con rótulo diferente al As de Oro (marca santiaguera), pero con la misma calidad e inocuidad.

Inaugurada el 13 de agosto de 1992, Erasol es la única refinadora en Cuba, a partir del procesamiento del frijol de soya en una planta aledaña que, una vez logrado el aceite, lo suministra a través de tuberías para luego clarificarlo y envasarlo.